Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Nariz tupida, estornudos e hipo en el recién nacido

Es común que los bebés recién nacidos presenten la nariz tupida y que estornuden.

Nariz tupida

Los bebés sólo pueden respirar por la nariz (no por la boca). De modo que cuando su bebé tiene la nariz obstruida con moco, se le hace mucho más difícil respirar. Cuando esto suceda, utilice una pera de goma para limpiar la nariz de su bebé.

Una mano inserta una pera de succión en la nariz de un bebé. Otra mano sostiene firme la cabeza del bebé.

Cómo usar una pera de goma

  • Apriete la pera

  • Ponga sólo la punta de la pera en la nariz del bebé. (Tenga cuidado de no insertarla profundamente en la nariz).

  • Deje de apretar la pera. Este proceso succionará el moco de la nariz del bebé hacia la pera. 

  • NO coloque la punta en la nariz del bebé antes de apretar la pera, ya que hacerlo soplará el moco más arriba de la nariz.

  • Después de utilizar la pera de goma, lávela bien con agua caliente y jabón. Manteniendo la punta dentro del agua jabonosa, apriete y libere la pera. Así se llenará con agua caliente jabonosa. Luego retire la punta del agua y vuelva a apretar la pera para vaciarla. Repita este proceso con agua caliente limpia para sacar el jabón de la pera.

  • Si tiene alguna pregunta acerca de cómo utilizar la pera, consulte al proveedor de atención médica de su bebé.

Estornudos

Los bebés estornudan para liberarse de gérmenes y partículas presentes en la nariz. Esta es una defensa natural contra las enfermedades. Estornudar de vez en cuando es normal y no necesariamente significa que el bebé está resfriado.

Hipo

El hipo es normal. Succionar un chupón (chupete), tomar varios sorbos de un biberón o amamantar al bebé puede ayudar a eliminar el hipo. Si no se pasa, no se preocupe: se aliviará por sí solo.

Cuándo debe llamar al proveedor de atención médica de su hijo

Estornudar o tener la nariz tupida de vez en cuando por lo general no significa que haya algún problema. Sin embargo, si esto ocurre a menudo podría significar que el bebé está resfriado o tiene algún otro problema de salud. Llame al proveedor de atención médica si su bebé:

  • Tose

  • Estornuda con frecuencia

  • Tiene dificultad para respirar

  • Come menos de lo normal

  • Está más somnoliento o tiene menos energía de lo normal

  • Tiene fiebre de 100.4 °F (38 °C) o superior

 

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.