Print

Doctors and providers who treat this condition

  

¿Qué son las lesiones traumáticas del cerebro (TBI, por sus siglas en inglés)?

La respiración, el flujo sanguíneo y los movimientos son todas funciones que controla el cerebro. Este órgano permite también pensar, controlar las emociones y emitir juicios. Las lesiones traumaticas del cerebro pueden producirse debido a un lesión cerrada del cerebro o a una lesión penetrante. Las causas más comunes son las caídas, los accidentes por traumatismos con objetos contundentes, los accidentes automovilísticos y las agresiones. Después de una lesión, ciertas partes del cerebro (o los vínculos que las unen) podrían dejar de funcionar, causando la pérdida de algunas habilidades mentales o físicas. Esta pérdida puede ser temporal o de largo plazo. Los efectos completos de una lesión cerebral pueden no aparecer durante meses o incluso años y por lo general dependen de la severidad y la cantidad de lesiones cerebrales, así como el tiempo transcurrido entre estas lesiones. Los efectos a largo plazo, que no estén presentes incialmente, incluyen desórden de estrés postraumático y disminución cognitiva (demencia temprana). Las lesiones traumáticas del cerebro pueden ir de conmociones leves a lesiones mortales.

Image

Image

Cómo ocurre la lesión

No es necesario que el cráneo se dañe para que el cerebro sufra una lesión. Puede producirse una lesión si el cerebro golpea al cráneo; en muchos casos, el cerebro rebota del primer impacto y termina golpeando el lado opuesto del cráneo. A veces, el cerebro tuerce el tronco cerebral.

 

 

 

 

 

 

 

El cerebro rebota por el impacto. Como consecuencia, puede golpear el lado opuesto del cráneo o girar sobre el tronco encefálico.

 

El cerebro golpea el cráneo. Esto puede suceder si la cabeza se golpea con una superficie dura o si se sacude o se tironea a una persona con violencia.

Tipos de daños

Cuando el cerebro golpea el cráneo o tuerce el tronco cerebral, su tejido se desgarra. A su vez, esta lesión puede causar daños secundarios como sangrado o hinchazón del cerebro. Los proveedores de atención médica tratan de controlar estos daños secundarios para limitar las complicaciones a largo plazo.

Desgarro

Si se desgarran las fibras nerviosas del tejido cerebral, las señales no pueden pasar entre el cerebro y el cuerpo. La interrupción de estas señales ocasiona la pérdida de habilidades o funciones corporales.

Image

Sangrado

Un vaso desgarrado puede derramarse en el tejido, destruyendo las células del cerebro. La sangre puede acumularse y formar un hematoma. Si hace presión contra el cerebro, puede impedir el paso de la sangre a otras células y también causar su destrucción.

Image

Hinchazón

El cerebro no tiene casi espacio para expandirse dentro del cráneo; si se hincha, el cerebro puede hacer presión contra el cráneo. A medida que aumenta la presión, el cerebro va perdiendo la capacidad de funcionar.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.