Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Celulitis, facial (niño)

La piel protege los tejidos subyacentes (que están por debajo). Una rotura en la piel, como por ejemplo una cortada, puede permitir la entrada de bacterias a los tejidos subyacentes. Si ocurre esto, los tejidos se pueden infectar. Esta afección se llama celulitis. La celulitis facial es una infección de los tejidos de la cara. Suele ocurrir en las mejillas y también puede presentarse debajo o alrededor de los ojos, en el cuello o detrás de las orejas. Los niños con un sistema inmunitario debilitado pueden contraer celulitis más fácilmente.

La celulitis produce enrojecimiento, hinchazón, calor y dolor en la piel afectada. Las zonas enrojecidas tienen un borde visible. Las lesiones abiertas pueden supurar y el niño puede tener fiebre y escalofríos. También es posible que se queje de dolor.

La celulitis se trata con antibióticos. Si existe una herida abierta, esta puede limpiarse y cubrirse con una gasa húmeda y fresca. Los síntomas suelen desaparecer al cabo de uno o dos días de tratamiento, pero algunas veces reaparecen.

 

Cuidados en la casa:

Medicamentos: Se le recetarán para la infección y, posiblemente, para bajar la fiebre y la hinchazón. Siga las instrucciones del médico para darle estos medicamentos a su hijo.

Cuidados generales:

  1. Haga que su hijo descanse o más posible y de manera tranquila hasta que la infección empiece a desaparecer.

  2. Haga que su hijo se siente en posición vertical tanto como sea posible para ayudar a reducir la hinchazón de la cara.

  3. Siga las instrucciones del médico para cuidar las lesiones (heridas) abiertas y cambiar los vendajes.

  4. Mantenga cortas las uñas de su hijo para reducir la posibilidad de rasguños.

  5. Lave bien sus manos con agua tibia y jabón antes y después de atender a su hijo para prevenir el contagio de la infección.

Visita de control

Siga las recomendaciones del médico o de nuestro personal sobre el seguimiento.

Busque atención médica de inmediato

Hágalo si ocurre algo de lo siguiente:

  • Fiebre de 100.4 °F (38.0 °C) o más

  • Los síntomas continúan y no se alivian con los medicamentos

  • Ganglios linfáticos hinchados en el cuello o axilas (bajo los brazos)

  • Hinchazón alrededor de los ojos o detrás de las orejas

  • Babeo excesivo, hinchazón del cuello, voz apagada

  • Ennegrecimiento de la piel

  • Signos de que la infección está empeorando como, por ejemplo, mayor enrojecimiento e hinchazón, dolor que empeora o supuración con olor desagradable que sale de la zona afectada

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.