Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Dermatitis de contacto (niño)

La dermatitis de contacto es un salpullido en la piel causado por algo que, al tocar la piel, la irritó y la inflamó. Es posible que su hijo tenga la piel enrojecida, inflamada, seca y, quizás, agrietada. Pueden formarse ampollas y supurar. Además, el salpullido dará comezón.

La dermatitis de contacto puede darse en la cara y el cuello, el dorso de las manos, los antebrazos, los genitales y la parte inferior de las piernas. Los niños pueden contraer esta afección por estar en contacto con animales, o por la exposición a jabones y detergentes. También pueden adquirirla por tocar plantas como la hiedra, el roble o el zumaque venenosos. La dermatitis de contacto no se contagia de una persona a otra.

Hable con su proveedor de atención médica sobre las posibles causas del sarpullido de su hijo. Esto ayudará a descartar cualquier causa grave de la erupción. En algunos casos, es posible que no se encuentre la causa de la dermatitis.

El tratamiento se hace para aliviar la picazón y evitar que el salpullido aparezca otra vez. El salpullido debería irse al cabo de entre unos pocos días y algunas semanas.

Cuidados en la casa

El proveedor de atención médica puede recetarle medicamentos para aliviar la hinchazón y la picazón. Siga todas las instrucciones cuando use esos medicamentos con su hijo.

Cuidados generales:

  • Siga las instrucciones de su proveedor de atención médica sobre cómo cuidar del salpullido de su hijo.

  • Bañe a su hijo con agua tibia (no caliente) y jabón suave. Pregunte al proveedor de atención médica de su hijo si usted debería aplicarle al niño vaselina o crema después del baño.

  • Deje la piel afectada al aire para que se pueda secar por completo. No utilice un secador de cabello para secar la piel.

  • Vista a su hijo con ropas sueltas de algodón.

  • Esté atento a que su hijo no se rasque la zona afectada, porque esto puede atrasar la curación. También puede causarle una infección por bacterias. Es posible que tenga que colocarle a su hijo guantes suaves tipo mitón que le cubran las manos.

  • Coloque compresas frías sobre las lesiones de la piel de su hijo para ayudar a aliviar los síntomas. Hágalo por 30 minutos entre tres y cuatro veces por día. Usted puede preparar esa compresa empapando un paño con agua fría. Escurra el agua excedente. Puede agregarle harina de avena (“colloidal oatmeal”) al agua para ayudar a disminuir la comezón.

  • También puede ayudar a calmar la comezón de zonas grandes de piel dándole a su hijo un baño de agua tibia con harina de avena.

  • Si el salpullido de su hijo se debe a una planta, asegúrese de lavarle la piel y la ropa que usaba cuando tocó la planta. Es necesario hacerlo para quitar los aceites vegetales que le provocó el salpullido a su hijo y prevenir más síntomas o síntomas de mayor importancia.

Visita de control

Asista a las visitas de seguimiento con el proveedor de atención médica de su hijo. Comuníquese con el proveedor de atención médica de su hijo si el salpullido no ha mejorado pasadas dos semanas.

Nota especial para los padres

Lave bien sus manos con agua tibia y jabón antes y después de atender a su hijo.

¿Cuándo debe buscar atención médica?

Llame enseguida al proveedor de atención médica de su hijo si el niño presenta cualquiera de los siguientes síntomas:

  • Fiebre de 100.4 °F (38 °C) o más alta

  • Enrojecimiento o inflamación que empeoran

  • Empeoramiento del dolor (es posible que los bebés demuestren irritabilidad y que no se los pueda calmar)

  • Sale un líquido maloliente de la piel

  • Salpullido nuevo en otras partes del cuerpo

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.