Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Costra láctea

La costra láctea se produce cuando aparecen parches de piel grasosa y con escamas en la cabeza de un bebé. Los parches también pueden aparecer en las cejas, la cara, las orejas y el cuello. Los parches pueden ir de color blanco a amarillento o amarronado. Las escamas de piel suelen adherirse al cabello. En ocasiones, los parches pican y puede que su bebé esté nervioso.

Las escamas se deben a una mayor producción de aceite. También puede deberse a un mayor crecimiento de las levaduras que normalmente viven sobre la piel. La costra láctea no se debe a alergia ni a falta de higiene. Las escamas no duelen. Y no se propagan de una persona a otra.

La costra láctea suele desaparecer por su cuenta en unas pocas semanas. No suele causar picazón. Puede tratarse quitando los parches. Para eso, lave el cuero cabelludo de su bebé todos los días con un champú suave. El champú afloja y suaviza las escamas. Luego, puede quitarlas peinando o cepillando el cabello de su bebé. La costra láctea suele desaparecer para cuando el bebé tiene 18 meses de edad.

Cuidados en la casa

El proveedor de atención médica de su hijo puede recetarle un champú medicinal para ayudar a quitar las escamas. También puede que le den algún medicamento para la picazón. Siga todas las instrucciones para darle estos medicamentos a su hijo.

Cuidados generales:

  • Lave el cuero cabelludo de su hijo todos los días con un champú suave. Una vez que desaparece la costra láctea, lave el cabello de su hijo con menos frecuencia.

  • Use un cepillo suave o un peine para bebé para quitar suavemente las escamas. Puede hacer esto antes o después de enjuagar el champú.

  • Aplique unas gotas de aceite mineral o aceite para bebé sobre los parches que se resisten. Deje que el aceite haga efecto por unos minutos o hasta el día siguiente. Luego, cepille suavemente el cabello para quitar las escamas.

  • Masajee el cuero cabelludo de su bebé suavemente con sus dedos para estimular la circulación. Esto puede ayudar a que sane más rápido.

  • Tenga paciencia al quitar las escamas grasosas. Se adhieren al cabello. Puede tomar tiempo quitarlas.

  • Lave sus manos con agua tibia y jabón antes y después de atender a su hijo.

Visita de control

Programe una visita de control con el proveedor de atención médica de su hijo.

Nota especial para los padres

A algunos padres les preocupa que quizás puedan dañar la parte blanda (fontanela) en la parte superior de la cabeza del bebé. Restregar o cepillar esta zona con suavidad no lastimará la piel de su bebé.

¿Cuándo debe buscar atención médica?

Llame de inmediato al proveedor de atención médica de su hijo si ocurre cualquiera de las siguientes situaciones:

  • Tiene fiebre de 100.4 °F (38 °C) o más

  • Escamas que no desaparecen o que se propagan

  • Escamas que vuelven a aparecer

  • La piel se enrojece o se inflama

  • Tiene signos de dolor

  • Sale un líquido maloliente de la piel

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.