Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Cuando su hijo tiene mastoiditis

Su hijo tiene mastoiditis. Esta afección es una infección del mastoideo, la zona ósea y dura ubicada justo detrás del oído. La afección es generalmente el resultado de una infección que comenzó en el oído medio y se extendió hasta el hueso.  Primer plano de una oreja en donde se ve el hueso mastoideo por debajo de la piel, detrás de la oreja. Hay infección en el hueso mastoideo. La parte externa del oído muestra una zona hinchada detrás de la oreja que la empuja hacia adelante.

¿Cuáles son los factores de riesgo para la mastoiditis?

La mastoiditis es más común en niños que en adultos. Si una persona tiene alguno de los siguientes signos, es más probable que la contraiga:

  • Una infección del oído

  • Problemas en la trompa de Eustaquio

  • Un problema con el sistema inmunológico

  • Crecimiento anormal de la piel en el oído medio

¿Cuáles son los signos y síntomas de la mastoiditis?

  • Fiebre

  • Dolor de oídos

  • Hinchazón sobre el hueso mastoideo que hace que el oído sobresalga

  • Enrojecimiento detrás del oído

  • Drenaje del conducto del oído o mareo (poco frecuente)

  • Músculos faciales debilitados (raro)

¿Cómo se diagnostica la mastoiditis?

El médico de su hijo le preguntará sobre la historia clínica de su hijo y también hará un examen físico. Esto ayuda a encontrar el mejor tratamiento. Se puede hacer una prueba de diagnóstico por imágenes, como una tomografía computarizada (TC), para ayudar al médico a hacer el diagnóstico y ver la zona mastoidea.

¿Cómo se trata la mastoiditis?

Si se sospecha que su hijo tiene mastoiditis, es probable que lo envíen a un hospital para hacer una evaluación y tratamiento. No lo enviarán de vuelta a casa hasta después de que haya pasado la infección. Su hijo puede permanecer en el hospital de 5-7 días o más, donde recibirá antibióticos intravenosos (IV) para tratar la infección y verá a un otorrinolaringólogo (ORL), un médico que es especialista en garganta, nariz y oído. Es posible que el médico de ORL necesite realizar una minúscula incisión en el tímpano (llamada miringotomía) para drenar el fluido retenido. Esto alivia la presión y permite obtener una muestra del fluido para analizarla. Los resultados de la prueba ayudan al médico de ORL a determinar el antibiótico que dará a su hijo. Si estos tratamientos no dan resultado, es posible que se necesite hacer una cirugía (llamada mastoidectomía) para extraer las partes del mastoideo infectado.

Inquietudes a largo plazo

Una vez tratado, el mastoideo no suele causar problemas a largo plazo. Pero si no se trata, la mastoiditis puede generar una seria infección en o alrededor del cerebro. Para proteger la salud de su hijo, haga un seguimiento con su médico habitual o con el médico de ORL.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.