Instrucciones de alta para una nefrectomía (pediátrica) - Fairview Health Services
 
Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Instrucciones de alta para una nefrectomía (pediátrica)

Su niño ha sido sometido a una nefrectomía. Le extrajeron el riñón porque no funcionaba bien e implicaba riesgos de problemas en el futuro, como infecciones peligrosas o alta presión arterial. Ahora su niño puede llevar una vida normal y sana con un solo riñón. Esto es lo que necesita saber para cuidar al niño después de la cirugía.

Cuidado de la herida

  • No permita que el niño se bañe en una piscina, bañera o jacuzzi hasta que el médico le diga que puede hacerlo. Esto le ayudará a prevenir las infecciones en la herida.

  • El niño puede ducharse según lo necesite.

  • Mantenga limpia y seca la herida de su niño. Lave la herida cuidadosamente con un jabón suave y agua tibia. A continuación, séquela dando golpecitos suaves con una toalla.

  • No retire las tiras blancas (Steri-Strips) de la herida de su niño. Deje que las tiras se caigan por sí solas.

Actividad

  • No se preocupe si su niño se siente más cansado que de costumbre. La fatiga y la debilidad son comunes durante unas semanas después de esta cirugía.

  • Siga las instrucciones de su médico respecto al nivel de actividad. Las actividades del niño deben restringirse al principio y aumentarse gradualmente a medida que va sanando.

  • No permita que el niño haga actividades que requieren esfuerzo, como cortar el césped o practicar deportes o juegos de mucha actividad.

  • Dígale al niño que detenga toda actividad que le cause dolor.

  • Deje que el niño regrese a la escuela tan pronto como se sienta listo.

Otros cuidados en la casa

  • A menos que le digan lo contrario, anime al niño a beber abundante agua. Dele agua y otros líquidos cada 2 ó 3 horas según le indique el médico.                 

  • Alimente a su niño con una dieta normal, sana y bien balanceada.

  • Dé a su niño alimentos ricos en fibra para evitar el estreñimiento. Use laxantes, ablandadores fecales o enemas según le indique el médico.

  • Dele al niño medicamentos contra el dolor según le indiquen.

Visitas de control

  • Programe una visita de control según le indique el personal médico.

Cuando debe llamar al médico de su niño

Llame al médico de su niño inmediatamente si presenta cualquiera de los siguientes síntomas:

  • Fiebre o escalofríos temblorosos

  • En un bebé menor de 3 meses, una temperatura rectal de 100.4 ° ​​F (38.0 º C) o más

  • En niños de 3-36 meses, una temperatura rectal de 102 ° F (39.0 º C) o más

  • En un niño de cualquier edad que tiene una temperatura de 103 ° F (39.4 º C) o más

  • Una fiebre que dura más de 24 horas en un niño menor de 2 años o durante 3 días en un niño mayor de 2 años.

  • Una convulsión causada por la fiebre

  • Náuseas o vómito

  • Aumento del dolor

  • Sangre en la orina

  • Reducción notable en la cantidad de orina

  • Enrojecimiento, inflamación, o dolor en el área de la herida

  • Salida constante de líquidos, supuración o sangrado procedentes de la herida.

  • La herida se abre o se desgarra

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.