Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Infección vaginal: Vaginosis bacteriana

La vaginosis bacteriana se debe a un desequilibrio de las bacterias que por lo general están presentes en la vagina. La cantidad de lactobacilos disminuye a la vez que aumenta el número de ciertos otros tipos de bacterias malignas. Las células de las paredes vaginales se cubren de bacterias. Estas células cubiertas de bacterias se conocen como células clave o células guía. Aún no se conocen bien las causas de esta condición. Sin embargo, entre los factores que contribuyen a su desarrollo se encuentran las duchas vaginales o una frecuencia elevada de relaciones sexuales.

Síntomas de la vaginosis bacteriana Mujer joven tomando una pastilla.

  • Flujo delgado, de color blanco nacarado o gris

  • Olor desagradable "a pescado"

  • Irritación, picazón y ardor en la abertura vaginal (en algunos casos)

  • Ardor o irritación al tener relaciones sexuales o al orinar (en algunos casos)

Tratamiento de la vaginosis bacteriana

La vaginosis bacteriana se trata a menudo mediante el uso de píldoras antibióticas. Sin embargo, en algunos casos, se prescribe en su lugar una crema vaginal anti-biótica. Durante el tratamiento:

  • Termine todo el medicamento que se le haya recetado, aun cuando ya hayan desaparecido los síntomas.

  • Si está tomando antibióticos, evite el consumo de alcohol hasta que haya finalizado su tratamiento.

  • Si está utilizando la crema vaginal, aplíquesela según las indicaciones. Tenga presente que la crema puede hacer que los preservativos (o condones) y los diafragmas sean menos eficaces.

  • Llame a su médico si persisten los síntomas o si desarrolla alguna reacción alérgica a los medicamentos.

Por qué es importante el tratamiento

Aún cuando no presente síntomas o cuando éstos sean leves, es importante tratar la vaginosis bacteriana ya que, de lo contrario, puede ocasionar problemas médicos tales como:

  • Un mayor riesgo de nacimiento pretérmino, si está embarazada.

  • Un mayor riesgo de complicaciones después de someterse alguna operación quirúrgica de los órganos reproductivos.

  • Posibilidad de riesgos mayores de enfermedad inflamatoria pélvica (EIP).

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.