Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Inhalación de humo

Con la excepción de las quemaduras, la inhalación de humo es el mayor peligro asociado con los incendios. El humo puede quemar las delicadas vías aéreas y privar al cuerpo de oxígeno. Además, el humo contiene gases venenosos que pueden causar graves daños en la garganta y los pulmones. Inhalar aunque sea un poco de humo puede afectar la respiración; exponerse a grandes cantidades de humo puede ser mortal.

Cuándo debe acudir a la sala de emergencias ("ER" por su sigla en inglés)

La inhalación de humo es una emergencia médica. Llame al 911 y espere al personal de asistencia. No intente conducir al hospital para que lo atiendan a usted o a otra persona. Los síntomas de la inhalación de humo pueden empeorar rápidamente, e incluyen:

  • Tos

  • Falta de aliento

  • Ronquera o respiración ruidosa

  • Dolor de cabeza y náusea o vómito

  • Confusión, desmayo o convulsiones

  • Cambios del color de la piel, que varían desde azul a rojo cereza

Qué puede esperar en la ER

A la persona afectada le revisarán la frecuencia cardíaca, la respiración y la presión arterial, y le harán un examen cuidadoso. Podrían hacerle una o más de estas pruebas:

  • Una radiografía del torax para ver si hay daños en los pulmones.

  • Una prueba de pulsioximetría para medir los niveles de oxígeno, usando una sonda de luz conectada al dedo.

  • Una prueba de gases en la sangre arterial para medir la cantidad de oxígeno sanguíneo.

  • Una prueba de carboxihemoglobina para medir los niveles sanguíneos de monóxido de carbono, un gas mortal presente en el humo.

Tratamiento

El objetivo principal del tratamiento es mantener abiertas las vías aéreas y suministrar oxígeno, ya sea a través de una máscara o de un tubo insertado en la nariz. También podría introducirse un tubo endotraqueal (tubo respiratorio) por la nariz o la boca, hasta la garganta. Los casos graves de inhalación de humo podrían transferirse a un centro de oxígeno hiperbárico (cámara especial de compresión). En cualquier caso, es probable que la persona sea hospitalizada durante por lo menos 24 horas.

Si usted queda atrapado en un edificio con humo:

  • Arrodíllese y gatee hasta la salida más próxima, ya que el humo sube y estará menos concentrado cerca del suelo.

  • Apoye el hombro contra una pared para guiarse.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.