Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Parálisis de Bell

La parálisis de Bell es un trastorno neurológico que suele aparecer de repente y sin advertencia previa. Esta afección se produce cuando se lesiona un nervio que controla los movimientos de la cara. Aunque los nervios se pueden lesionar por muchas razones, probablemente la mayoría de los casos de parálisis de Bell son causados por un virus.

Síntomas de la parálisis de Bell

Los siguientes son signos de este trastorno:

  • Debilidad leve a parálisis total de uno de los lados de la cara

  • Boca caída; babeo por uno de los lados de la boca

  • Dificultad para cerrar un ojo

  • Los ruidos parecen ser más fuertes de lo habitual

  • Cambio en la percepción de sabores

¿Cuándo debe ir al departamento de emergencias?

Hay afecciones, como un ataque cerebral (accidente cerebrovascular), que pueden parecerse a la parálisis de Bell y que constituyen emergencias médicas. Por lo tanto, debería buscar atención médica en un departamento de emergencias ("ED", por sus siglas en inglés) si nota debilidad facial o falta de fuerza en los músculos. Aunque la parálisis de Bell puede resultar alarmante, rara vez es grave. Muchas personas comienzan a mejorar en un plazo de dos semanas, incluso sin tratamiento. Es importante recibir atención lo antes posible. La mayoría de las investigaciones han demostrado que los tratamientos que dieron resultados positivos comenzaron dentro de los primeros días de aparecidos los síntomas. 

Tratamiento

Para tratar la parálisis de Bell, puede que le den medicamentos esteroides. Eso ayuda a reducir el nervio afectado. En algunos casos, es posible que su proveedor de atenciól médica le recete un medicamento antiviral. Podrían cubrirle el ojo abierto con un parche, para evitar que se seque. Tal vez necesite también ponerse colirios y pomadas por un tiempo. Su proveedor de atención médica le hablará sobre las visitas de control o seguimiento, incluso sobre la posible necesidad de recibir tratamientos adicionales para ayudar a que los músculos de su cara vuelvan a la normalidad.

 

Discrimination is Against the Law. We comply with applicable Federal civil rights laws. We do not discriminate against, exclude or treat people differently because of race, color, national origin, age, disability or sex.
 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2017 Fairview Health Services. All rights reserved.