Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Tratamiento de la agorafobia

La agorafobia es un miedo intenso de encontrarse en un sitio en el que se cree que es difícil escapar. Puede incluir el temor de estar en un automóvil, una calle o un edificio congestionados de gente. Esto puede hacer que sea difícil estar fuera de casa. La angustia que puede producir la agorafobia es muy real. Afortunadamente, hay tratamientos que pueden ayudar a manejar los síntomas y superar los temores. Quizás usted no logre lidiar con su miedo fácilmente de la noche a la mañana, pero tenga paciencia: con el tiempo, es probable que llegue a sentirse más sereno y menos atemorizado.

Hombre sentado al aire libre con un periódico y anteojos de leer en la manos, con los ojos cerrados, descansando y sonriendo placenteramente.

Medicamentos

Los medicamentos pueden desempeñar un papel clave en su tratamiento, aliviándole los síntomas ya sea antes de que usted comience la terapia o como parte de su atención médica continua. Su médico puede explicarle los medicamentos que usted tiene a su disposición.

Terapia

Terapia cognitiva: Esta terapia le enseña a sustituir las ideas que le producen ansiedad por pensamientos positivos. Por ejemplo, si usted siente miedo de encontrarse en una tienda o centro comercial concurridos, aprenderá a no pensar obsesivamente en su temor. En lugar de ello, podría decirse a sí mismo: “Ahora estoy nervioso, pero esto se me pasará y pronto me sentiré mejor.”

Terapia conductual: Trabajando con su terapeuta, usted aprenderá a enfrentar sus temores poco a poco. Al principio, tal vez se le pida que se limite a pensar en los lugares o situaciones que lo asustan; más adelante, cuando esté listo, podrá llegar a confrontarlos en persona. Es probable que al principio le pidan que se pare fuera de una tienda. Luego podrá intentar entrar y quedarse sólo un minuto. Más adelante, tal vez compre algo. Cuando pueda dar el primer paso con seguridad, podrá avanzar al segundo: cada vez sentirá menos miedo.

Cambios en el estilo de vida

Adoptar un estilo de vida sano puede ayudarle a manejar el estrés. Asegúrese de comer una dieta sana rica en frutas, vegetales y granos integrales. Haga ejercicio con regularidad por lo menos 30 minutos casi todos los días, y evite consumir alcohol y otras drogas.

Técnicas de relajación

Las técnicas de relajación pueden disminuir su ansiedad y aliviar los síntomas físicos de un ataque de pánico. Podría beneficiarse practicando una o más de las siguientes técnicas:

  • Ejercicios de respiración profunda: le enseñan a conservar la calma respirando hondo y lentamente.

  • Relajación muscular progresiva: se tensa y luego se relaja cada músculo del cuerpo.

  • Visualización: se aprende a disminuir el estrés imaginando escenas llenas de paz y tranquilidad.

  • Biorretroalimentación: una máquina especial le ayuda a aprender cómo relajar el cuerpo.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.