Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Para los cuidadores: El cuidado diario de pacientes con demencia

Con el tiempo, las personas con demencia necesitan cada vez más ayuda para realizar las tareas cotidianas, tales como alimentarse, tomar medicamentos y hacer suficiente ejercicio, así como atender las necesidades de cuidado personal, como bañarse y vestirse. Para reducir el estrés, incorpore estas actividades a una rutina diaria. Pida a sus familiares o amigos que le den una mano, y sea consciente de que las facultades de su ser querido pueden cambiar de un día para otro. Si tiene dificultades para satisfacer las necesidades de su ser querido, acepte que ha llegado el momento de conseguir ayuda. Hable con un trabajador social u organismo de apoyo en su localidad, como la sucursal local de la Alzheimer’s Association. Primer plano de un hombre y una mujer mayores vistiendo sombreros de paja, mirando las flores al aire libre.

Las actividades y el ejercicio

Hacer actividades con regularidad es beneficioso para el cuerpo y la mente de su ser querido, y quizás incluso ayude a retardar el avance de la enfermedad. En lo posible, trate de conservar las rutinas de su ser querido. Además, quizás le sirvan de ayuda estos consejos:

  • Hagan cosas juntos. Salgan a pasear, trabajen en el jardín o preparen una torta; las actividades repetitivas y sencillas son una buena opción.

  • Sean activos con la mayor frecuencia posible. El ejercicio libera la energía acumulada, lo que puede calmar la agitación y ayudar a dormir mejor.

  • Incluya actividades sociales. Lleve a su ser querido a visitar a amigos y familiares, pero procure no complicar demasiado las cosas. Los ruidos fuertes, las muchedumbres o el exceso de personas hablando al mismo tiempo pueden alterar a su ser querido.

El uso de medicamentos

Asegúrese de que su ser querido tome todos los medicamentos que le receten según las indicaciones. Los siguientes consejos podrían servirle:

  • Ofrezca supervisión si su ser querido no puede tomar sus medicamentos por su cuenta sin peligro.

  • Establezca una rutina para que su ser querido tome sus medicamentos a la misma hora todos los días.

  • Cerciórese de que la persona tome TODOS sus medicamentos; recurra a un pastillero para llevar la cuenta.

  • Planifique y asegúrese de reponer los medicamentos con receta antes de que se agoten.

Las comidas

A la hora de las comidas, sirva alimentos sanos con abundante líquido. También pueden ayudarle los siguientes consejos:

  • Prepare comidas sencillas; tener demasiadas opciones puede resultarle abrumador a su ser querido. Trate de mantener una atmósfera tranquila y sosegada mientras comen.

  • Ponga bocados sanos, tales como la fruta fresca, en lugares visibles.

  • Observe los hábitos de alimentación de su ser querido, ya que a veces las personas con demencia comen en exceso o muy poco. Si tiene preocupaciones, hable con su médico.

  • Si a su ser querido le está costando demasiado hacer sus comidas regulares, pruebe a darle bocaditos que pueda comer con las manos.

Vestirse

Las personas con demencia pueden tener dificultades para elegir lo que se deben poner. No se preocupe si a veces la ropa no le combina. Si se requiere asistencia:

  • Elija ropa que sea fácil de ponerse y quitarse. Use zapatos o pantuflas con cierres de Velcro.

  • Deje un atuendo limpio ya preparado todos los días. Coloque la ropa en el orden en que se la debe poner.

  • Si necesita más ayuda, pásele las prendas de vestir una por una y explíquele cómo debe ponerse cada artículo.

  • Guarde la ropa sucia para que su ser querido no se la vuelva a poner.

Bañarse y asearse

Hacer que su ser querido se bañe puede plantearle grandes dificultades. Pruebe estos consejos:

  • Trate el baño diario como una actividad de rutina. Pero sea flexible; probablemente no sea realista esperar que la persona se bañe todos los días.

  • Prepare los artículos de baño de antemano, y no se olvide de comprobar la temperatura del agua.

  • No deje solo a su ser querido en el baño o la ducha. 

  • Haga citas en la barbería o la peluquería para que sea más fácil lavarle el pelo, peinarlo y afeitarlo.

Ir al baño

En las fases más avanzadas, los pacientes con demencia pueden presentar incontinencia (dificultad para controlar la vejiga o el intestino). Para aliviar los problemas:

  • Establezca una rutina para ir al baño (por ejemplo, cada 3 horas) y cumpla con el horario.

  • Limite el consumo de bebidas antes de acostarse, para evitar accidentes. También podría resultarle útil poner una silla con orinal al lado de la cama.

  • Si sucede un accidente, sea comprensivo; es posible que su ser querido esté tan afligido como usted.

  • Si la incontinencia aparece repentinamente, llame a un médico; quizás sea señal de que su ser querido tiene otros problemas de salud que pueden tratarse.

 

Cuándo debe llamar al médico

Llame al médico si observa un cambio repentino en la conducta o las emociones de su ser querido. Aunque estos cambios pueden deberse a la demencia, también podrían ser indicio de otros problemas de salud que pueden tratarse.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.