Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Cómo usar el oxígeno en casa

El médico le ha recetado oxígeno para que pueda respirar más fácilmente. Le enseñarán cómo usar la unidad de oxígeno. Estas son algunas recomendaciones sobre cómo utilizar el oxígeno en casa de forma segura. Siga todos los pasos indicados cada vez que use la unidad de oxígeno.
Advertencia: Las instrucciones pueden variar de acuerdo a la unidad de oxígeno que se esté usando.

La ilustración muestra los pasos para usar un tanque de oxígeno en casa.

1. Compruebe el suministro

  • Presurice el tanque de oxígeno (para tanques de oxígeno presurizado únicamente). Otros dispositivos solo requerirán que se active el interruptor de encendido. Asegúrese de seguir las instrucciones provistas por su médico o por el fabricante del equipo.

  • Compruebe el indicador del nivel de oxígeno en el tanque para asegurarse de que tiene suficiente. Su compañía de suministros médicos le dirá cuándo debe llamarlos para avisar que necesita más oxígeno. O bien, ellos le despacharán el oxígeno de acuerdo a una programación regular.

  • Si dispone de una botella humidificadora, compruebe el nivel de agua. Cuando solo quede 1/2 botella de agua o menos, vuélvala a llenar con agua destilada o esterilizada.

2. Conecte los tubos

  • Conecte el tubo de la cánula (el tubo largo del oxígeno) a su fuente de oxígeno tal como le enseñaron.

  • Asegúrese de que el tubo no se doble ni bloquee.

3. Establezca la velocidad de flujo que le recetaron

  • Ponga el oxígeno a la velocidad de flujo recetada por su médico. Esta es _______.

  • No cambie nunca esta velocidad a menos que se lo indique su médico.

4. Inserte la cánula

  • Inserte la cánula nasal en la nariz y respire normalmente por la nariz.

  • Si no sabe con seguridad si el oxígeno está fluyendo, coloque la cánula nasal en un vaso de agua. Si aparecen burbujas, quiere decir que el oxígeno está saliendo.

Siga las recomendaciones de seguridad al usar el oxígeno en su casa

  • Evite las llamas abiertas, lo que incluye encender fósforos y cigarrillos.

  • Manténgase a una distancia segura de las fuentes de calor.

  • No use lociones ni cremas que contengan vaselina, ya que esta sustancia puede ser inflamable si se mezcla con oxígeno puro.

  • Apague el oxígeno cuando no lo esté usando.

  • Guarde el cilindro de oxígeno en posición vertical en un dispositivo de almacenamiento aprobado y seguro. 

Mantenimiento de su equipo

Pregunte a su empresa de cuidados domiciliarios o de equipos médicos con qué frecuencia debe reemplazar los tubos de su cánula nasal, su cánula y su botella humidificadora, si tiene una.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.