Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Vacunas antialérgicas

Las vacunas antialérgicas (llamadas también inmunoterapia) ayudan a aliviar las alergias. Con el tiempo, estas vacunas pueden disminuir la sensibilidad del cuerpo a los alergenos. Tenga en cuenta que las vacunas antialérgicas no funcionan a menos que se las ponga regularmente. Para obtener los mejores resultados, usted debe comprometerse a seguir su tratamiento contra las alergias.Proveedor de atención médica aplicándole una vacuna a una niña en el brazo. Se ve una mujer parada en el fondo de la imagen.

¿Qué son las vacunas antialérgicas?

Las vacunas antialérgicas son inyecciones de soluciones que contienen diminutas cantidades de las sustancias que le producen alergias. La cantidad de alergeno presente en la solución se aumenta ligeramente cada vez que le ponen una nueva vacuna, hasta llegar a un nivel de mantenimiento. Este proceso suele tardar de 5 a 6 meses. Al principio del tratamiento las vacunas antialérgicas se administran una o dos veces por semana, luego se van espaciando gradualmente hasta que se administran una vez al mes. Las vacunas pueden prolongarse durante varios años o incluso más tiempo.

La administración de sus vacunas

Durante su visita, podría suceder lo siguiente:

  • Una enfermera o un médico medirá la cantidad correcta de solución y se la inyectará en la parte superior del brazo.

  • Según cuál sea el número de sustancias que le desencadenan alergias, podrían ponerle una o varias vacunas.

  • Tal vez sienta un ligero escozor cuando le pongan la vacuna; el brazo podría picarle o dolerle en esa zona durante unas horas después de la inyección.

  • Podría formarse un pequeño abultamiento en el lugar de la inyección; si el abultamiento enrojece, se calienta o se hincha, avise a su médico.

Después de sus vacunas

Después de recibir sus vacunas antialérgicas, tendrá que permanecer en la sala de espera del consultorio durante 20 a 30 minutos. Antes de salir del consultorio le revisarán el brazo en el que le pusieron las vacunas para asegurar que esté normal y no muestre señales de reacción.

Síntomas de anafilaxia

En algunas ocasiones, muy poco frecuentes, las vacunas antialérgicas pueden provocar una reacción llamada anafilaxia. Este es un problema grave y potencialmente mortal que requiere tratamiento inmediato con una inyección de un medicamento especial. Después de recibir su vacuna, llame de inmediato a su médico si tiene cualquiera de estos síntomas:

  • Picazón

  • Urticaria

  • Estornudos persistentes

  • Sensación de tener un nudo en la garganta, opresión en el pecho o dificultades para respirar.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.