Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Después del reemplazo de cadera: La recuperación en su casa

Independientemente de que se esté recuperando en su casa o en un centro de rehabilitación, es necesario que usted se proteja la nueva cadera. Aplique las técnicas que aprendió en el hospital al sentarse y moverse. Asegúrese de acudir a las citas postoperatorias con su cirujano, y reanude sus actividades lentamente. El reemplazo total de cadera es una cirugía mayor, por lo que no debe sorprenderse si tarda unos meses antes de llegar a sentirse realmente bien.

Hombre caminando al aire libre con un bastón.

Vea a su cirujano

Las citas postoperatorias permiten al cirujano asegurarse de que su cadera está sanando debidamente. Generalmente, los puntos o grapas se quitan unas dos semanas después de la operación.

Cuándo debe llamar al cirujano

Llame a su cirujano si tiene cualquiera de los síntomas indicados a continuación:

  • Un aumento de dolor de la cadera

  • Dolor o hinchazón de una pantorrilla o pierna

  • Enrojecimiento, calor o secreciones fuera de lo común en la zona de la incisión

  • Dificultad para respirar o dolor de pecho

  • Fiebre por encima de 101°F

De vuelta a su vida activa

Practique cómo caminar todos los días, procurando hacer un poco más cada semana. Para comenzar, búsquese su propio vaso de agua. Si hace buen tiempo, camine hasta la esquina para poner el correo en el buzón. Lo más importante es que practique continuamente.

Cómo sentarse y vestirse

Para que usted proteja su nueva cadera, un terapeuta ocupacional o fisioterapeuta le enseñará las maneras más seguras de hacer sus tareas cotidianas. Siga estos consejos al sentarse, vestirse, o subir y bajar escaleras.

  • Para sentarse: retroceda hacia la silla hasta tocar el borde del asiento con la parte posterior de la pierna. Luego, apoyándose en los brazos de la silla, descienda hasta el asiento. Coloque siempre la pierna operada hacia adelante.

  • Para ponerse medias y zapatos: use un dispositivo de mango largo, como un agarrador o gancho. Practique primero con zapatos sin cordones.

  • Para lavarse los pies y las piernas: use una esponja con mango largo y una regadera de mano.

  • Para subir y bajar escaleras: suba el primer escalón con su pierna buena, luego suba la pierna operada hasta que esté a la misma altura que la otra. Al bajar, dé el primer paso con la pierna operada.

Reinicio de las relaciones sexuales

Una vez que se cicatrice la incisión y usted recobre parcialmente el movimiento de la cadera, quizás esté listo para reanudar las relaciones sexuales. Pida a su cirujano o la enfermera del consultorio que le recomiende posiciones sexuales seguras.

El mantenimiento de su nueva articulación

Si su cuerpo contrae una infección, su nueva cadera podría dañarse. Hable con su cirujano antes de programar algún tratamiento médico o dental; tal vez necesite tomar antibióticos para prevenir infecciones. Para comprobar la estabilidad de la articulación con el tiempo, es posible que le hagan radiografías anualmente o cada dos años.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.