Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Enfermedad pulmonar crónica: Prevención de las infecciones pulmonares

Si usted tiene una enfermedad pulmonar crónica, es especialmente importante que se proteja de los catarros y otros tipos de infecciones pulmonares. Esto puede dar lugar a exacerbaciones (períodos de empeoramiento de los síntomas). Los siguientes consejos le ayudarán a mantenerse en buena salud. Hable con su médico acerca de lo que debe hacer si tiene un empeoramiento de los síntomas.

Proveedor de atención médica que se prepara para darle una inyección en el brazo superior a una mujer que está sentada en una silla.

Tome precauciones

Las siguientes precauciones le ayudarán a evitar las enfermedades:

  • Lávese las manos a menudo y manténgalas alejadas de la cara. La mayoría de los microbios se propagan por contacto de las manos con la boca. Lávese las manos con agua tibia y jabón. Enjabónelas durante al menos 10–15 segundos y enjuáguelas bien.

  • Entre cada lavado, utilice un desinfectante para las manos, jabón sin agua o toallitas húmedas. Esto es especialmente importante después de tocar objetos que han tocado muchas otras personas (como carritos de supermercado o perillas de puerta). A continuación lávese las manos tan pronto como pueda.

  • Vacúnese contra la gripe todos los años. La vacuna se la administrarán en la oficina del médico, la farmacia o a través de la empresa donde trabaja. La mejor época del año para vacunarse contra la gripe es en el otoño.

  • Vacúnese contra la neumonía.  Pregunte a su médico con qué frecuencia necesita esto.

  • Evite en lo posible estar cerca de personas con infecciones respiratorias como resfriados o gripe. En invierno, intente mantenerse alejado de lugares donde haya grandes concentraciones de personas, ya que es más probable que haya gente enferma. Intente también evitar viajar en avión durante esta época del año.

Señales de que hay un problema

Usted y su médico deberán intentar establecer un plan sobre lo que debe hacer en caso de que sus síntomas empeoren. Esto puede requerir el uso de un inhalador de emergencia o la administración de antibióticos u otros medicamentos. Los siguientes síntomas pueden ser señal de que existe un problema:

  • Mayor dificultad para respirar, sibilancias al respirar o tos

  • La mucosidad ha aumentado, es maloliente, ha cambiado de color o contiene sangre

  • Fiebre o escalofríos

  • Presión en el pecho que no desaparece con medicamentos normales

  • Garganta irritada o ronquera

  • Fatiga

  • Hinchazón en los tobillos

 

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.