Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Calacio (Bebés/Niños Pequeños) [Chalazion, Infant/Toddler]

Los párpados tienen glándulas sebáceas para lubricar su interior. Cuando estas glándulas se bloquean, sus segregaciones se acumulan y producen hinchazón en la piel. Este trastorno se conoce como calacio.

El calacio puede hincharse hasta adquirir un diámetro de media pulgada, y aparecer en el interior o el exterior del párpado. Normalmente es el párpado superior el que resulta afectado. La parte exterior de la piel puede tener un color normal o estar enrojecida. A diferencia del orzuelo, que es más pequeño, el calacio no suele causar dolor. Puede durar varias semanas o incluso meses. El calacio es consecuencia de un trauma o de una infección (como una conjuntivitis viral) o un parásito. Este trastorno está a menudo relacionado con la rosácea o el acné con piel enrojecida.

Algunas veces el calacio desaparece por sí solo. De todas formas, la aplicación de compresas calientes y masajes a los párpados puede ayudar a drenar las glándulas. Algunas veces puede haber supuración amarillenta durante un día o dos. En el caso de una lesión persistente, puede ser necesario cortarla y drenarla.

Cuidados En La Casa:

Atención General:

  1. Aplique compresas calientes (una toallita mojada en agua caliente) durante unos minutos a la vez. A continuación masajee suavemente la zona desde la parte superior del párpado hacia abajo durante 1 minuto usando un dedo o un palillo de algodón. Repita este procedimiento 4 veces al día durante 1 mes. Esto ayudará a reducir la hinchazón y promover el drenaje de la glándula bloqueada.

  2. Limpie todas las costras o restos de drenaje de los párpados. Use una pequeña gota de champú para bebés sobre un palillo de algodón o una toallita. Las costras endurecidas pueden ablandarse aplicando una toallita mojada en agua caliente durante un máximo de 15 minutos.

  3. No intente reventar, apretar o drenar la lesión.

  4. Observe si el niño muestra señales de infección (lea la información que se presenta más abajo).

Haga una VISITA DE CONTROL según le indique el médico o el personal del centro.

Nota Especial Para Los Padres:

Lávese cuidadosamente las manos con agua caliente y jabón antes y después de atender los ojos del niño para evitar propagar la infección.

Obtenga Atención Médica Inmediata

si el niño tiene alguno de los siguientes síntomas:

  • Fiebre superior a 100.4°F (38°C)

  • Cambios en la visión

  • Señales de infección, como un aumento del enrojecimiento o de la hinchazón, aumento del dolor o supuración maloliente del ojo o del párpado

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.