Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Tratamiento trombolítico (ataque cerebral)

Se produce un ataque cerebral isquémico cuando se obstruye el flujo sanguíneo al cerebro. En la mayoría de los casos, esto ocurre a causa de un coágulo atascado en una de las arterias cerebrales o que aportan sangre al cerebro. En este caso se requiere tratamiento inmediato para ayudar a disolver el coágulo y restablecer el flujo sanguíneo normal. De esta forma se pueden limitar los daños al tejido cerebral y mejorar los resultados. En el tratamiento trombolítico se administra un medicamento disolvente de coágulos (llamado tPA) para descomponer el coágulo. En esta hoja se explica cómo se realiza este tratamiento.

Vista lateral de la cabeza y el cuello en la que se muestra un cerebro con daños. El recuadro muestra el coágulo de sangre atascado en una arteria cerebral.

Antes del tratamiento

  • El tratamiento trombolítico acarrea más riesgos en pacientes que tienen ciertos trastornos de salud. Por esta razón, es indispensable elaborar una historia clínica detallada y determinar si es seguro administrar el tratamiento. Asegúrese de mencionar al médico todos los problemas de salud que tenga. Además, el médico le preguntará si ha tenido problemas específicos como antecedentes de ataque cerebral, lesión en la cabeza y sangrado en el cerebro.

  • Informe a su médico de todos los medicamentos que esté tomando. No olvide mencionar si toma anticoagulantes (diluyentes de la sangre) y medicamentos que no requieren receta, hierbas medicinales u otros suplementos.

  • Antes del tratamiento es necesario hacer ciertas pruebas, por ejemplo análisis de sangre y estudios con imágenes como tomografías o resonancias magnéticas del cerebro.

Durante el tratamiento

El tratamiento se administra a través de una sonda IV, que es un pequeño tubo insertado en una vena de la mano o el brazo. Por la sonda IV se envía el medicamento disolvente hasta el coágulo; el medicamento se administra de forma continua durante una o más horas. Se le vigilará estrechamente a lo largo del tratamiento.

Después del tratamiento

Después del tratamiento usted tendrá que permanecer en el hospital durante varios días o más. Le harán más estudios con imágenes para evaluar si el coágulo se está disolviendo adecuadamente. También podrían ordenarse otras pruebas para ayudar a encontrar la causa del ataque cerebral.

Algunos de los riesgos y posibles complicaciones son:

  • Sangrado en el cerebro u otras partes del cuerpo

  • Reacción alérgica al medicamento disolvente de coágulos (salpullido, picazón, hinchazón de la cara o la lengua)

  • Dolor o sensación de opresión en el pecho

  • Dolor de cabeza intenso

  • Falta de aire

  • Empeoramiento de los problemas cardíacos

  • Mareos o sensación de aturdimiento

  • Náuseas y vómito

  • Muerte

Seguimiento

Su recuperación después de un ataque cerebral puede tardar varios meses o más. Asegúrese de ir a todas sus citas de control, para que su médico pueda evaluar su salud y los progresos de su recuperación. Tal vez se requieran otros tratamientos en el futuro, como medicamentos, rehabilitación y cirugía. Su médico le explicará estos otros tratamientos, si es necesario.

Llame al 911 o vaya a una sala de emergencias inmediatamente si tiene cualquiera de los siguientes síntomas de ataque cerebral:

  • Insensibilidad o debilidad repentinas e inexplicadas en un lado del cuerpo

  • Problemas de la vista, visión doble o borrosa

  • Confusión repentina o dificultad para hablar

  • Aparición repentina de mareos, dificultades para caminar o pérdida del equilibrio

  • Dolor de cabeza intenso y repentino

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.