Print

Doctors and providers who treat this condition

  

La gripe y el embarazo

La gripe es una infección de las vías respiratorias (la boca, la nariz, los pulmones y los conductos que los comunican). Los dos tipos de gripe que deben preocupar a las mujeres embarazadas son la gripe estacional normal y la gripe H1N1 (porcina) de 2009. Cualquiera de estos dos tipos de gripe puede poner seriamente enferma a una mujer embarazada, porque el embarazo aumenta el riesgo de complicaciones de la gripe. Estas complicaciones pueden consistir en sinusitis (inflamación de los senos paranasales) así como infecciones pulmonares graves como bronquitis o neumonía. En algunos casos, poco frecuentes, las complicaciones pueden resultar en un aborto espontáneo o incluso la muerte de la madre. En esta hoja se dan más detalles acerca de la gripe, las medidas que puede tomar para evitar contraerla, y lo que debe hacer en caso de que tenga gripe.

Primer plano de manos en un lavabo debajo del chorro de agua. Las manos están cubiertas de espuma de jabón. Junto al lavabo, puede verse un recipiente de jabón líquido.

Nota sobre la gripe H1N1 2009: La gripe H1N1 2009 se llama así porque se propagó por primera vez en el año 2009. Inicialmente se la llamó “gripe porcina”. A pesar de ese nombre, comer carne de cerdo o productos derivados de la misma no produce este tipo de gripe. El consumo de estos productos cuando han sido adecuadamente manipulados y cocinados no presenta peligro.

¿Cuáles son los factores de riesgo de la gripe?

Aunque la gripe puede afectar a cualquiera, es más probable que contraigan la infección aquellas personas que:

  • Están en contacto estrecho y frecuente con niños pequeños.

  • Trabajan en el ámbito de la atención médica, donde podrían exponerse a los microbios de la gripe.

  • Viven o trabajan con alguien que tiene gripe.

  • No han recibido una vacuna antigripal anual.

¿Cómo se transmite la gripe?

La gripe es causada por un virus (un tipo de microbio) que se propaga por el aire en pequeñas gotas cuando una persona infectada tose, estornuda, se ríe o habla. La infección puede contraerse cuando se inhalan estos microbios directamente, o bien al tocar una superficie donde se han depositado las pequeñas gotas y luego transferir los microbios desde las manos a los ojos, la nariz o la boca. Otra manera de exponerse a los microbios de la gripe es al tocar pañuelitos desechables usados, o al compartir utensilios, vasos o cepillos de dientes con una persona infectada.

¿Cuáles son los síntomas de la gripe?

Los síntomas de la gripe tienden a aparecer con rapidez y pueden durar de unos días a varias semanas. Los síntomas pueden consistir en:

  • Fiebre (normalmente superior a 101ºF) y escalofríos)

  • Dolor de garganta y de cabeza

  • Tos seca

  • Goteo nasal

  • Cansancio y debilidad

  • Dolor en el cuerpo y en los músculos

Si está embarazada y tiene síntomas de gripe:

  • Llame a su médico de inmediato. Siga todas las instrucciones que le dé el médico.

  • Tal vez le pidan que se haga una prueba para confirmar que tiene la gripe.

  • Su médico podría recetarle medicamentos antivirales, sobre todo si sospecha que tiene la gripe H1N1. Estos medicamentos deben tomarse en un plazo de 2 días después del comienzo de los síntomas. En algunos casos, el médico podría decidir no esperar los resultados de la prueba antes de comenzar el tratamiento con antivirales. Estos medicamentos detienen la reproducción del virus de la gripe en el organismo, lo cual ayuda al sistema inmunitario a combatirlo. Después de tomar el medicamento, sus síntomas podrían ser más leves y es posible que se recupere más rápidamente. El medicamento también puede prevenir la aparición de complicaciones serias como la neumonía.

  • Si cree que necesita medicamentos para aliviar los síntomas, pregunte a su médico cuáles puede tomar sin peligro.

Alivio de los síntomas de la gripe

  • Tome abundante líquido, como agua, jugos de fruta y sopa caliente para prevenir la deshidratación. Una buena regla general es que beba suficiente líquido como para producir su cantidad normal de orina.

  • Descanse lo suficiente.

  • Si no tiene hambre, coma porciones más pequeñas más a menudo a lo largo del día, para mantener un consumo adecuado de nutrientes.

  • Aplique compresas calientes a la frente o a los senos paranasales para aliviar la congestión.

  • Llame al médico si la fiebre le sube por encima de 101ºF o si tiene mareos, aturdimiento o falta de aire al respirar.

Prevención de la gripe

  • Vacúnese. Una de las mejores maneras de evitar la gripe es ponerse una vacuna antigripal. Las mujeres embarazadas pueden recibir sin peligro la vacuna que protege tanto contra la gripe normal como contra la gripe H1N1, pero no deben recibirla en forma de espray nasal (con virus vivo) para la gripe normal, ya que puede ser dañina para el bebé.

  • Lávese las manos a menudo. Se ha comprobado que lavarse frecuentemente las manos es la mejor manera de prevenir las infecciones. Lleve consigo un antiséptico de alcohol en gel (que contenga al menos un 60 por ciento de alcohol) para usarlo cuando no tenga acceso al agua y al jabón.

  • Limpie los artículos de uso frecuente (como teléfonos, teclados de computadora y juguetes) con pañuelitos desinfectantes.

  • Evite los lugares donde hay mucha gente y el contacto con los niños tanto como le sea posible mientras esté embarazada. Evite estar cerca de cualquier persona que tenga la gripe.

Consejos para lavarse las manos correctamente

Una de las mejores maneras de prevenir muchas infecciones frecuentes es lavarse las manos. Siga estos pasos para lavarse las manos de forma más eficaz:

  • Use agua tibia y mucho jabón; frótese las manos hasta formar abundante espuma.

  • Limpie completamente cada mano, debajo de las uñas, entre los dedos y sobre las muñecas.

  • Lávese por lo menos durante 15 segundos. No se limite a lavar superficialmente; frótese bien.

  • Enjuáguese las manos, dejando que el agua le corra de los dedos hacia abajo y no de las muñecas hacia el brazo.

  • Séquese bien las manos. Use una toalla de papel para cerrar la llave del agua y abrir la puerta.

Uso de antisépticos de alcohol en gel para las manos

Los antisépticos de alcohol en gel también son una buena elección para limpiarse las manos. Úselos cuando no tenga acceso al agua y el jabón, o si sus manos no contienen suciedad visible. Siga estos pasos:

  • Apriete el frasco hasta poner aproximadamente una cucharada de gel en la palma de una mano.

  • Frótese las manos enérgicamente, limpiándose los dorsos, las palmas, entre los dedos y sobre las muñecas.

  • Frote hasta que el gel desaparezca y usted tenga las manos completamente secas.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.