Si su hijo tiene hidronefrosis - Fairview Health Services
 
Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Si su hijo tiene hidronefrosis

Uno de los riñones de su hijo (o ambos) están agrandados debido a que la orina retorna. Esto se llama hidronefrosis y es posible que le hayan diagnosticado el problema antes de que su hijo naciera. Con frecuencia, esta afección no es grave. De hecho, en muchos niños, el problema suele desaparecer con el tiempo. Pero, en algunos casos, es necesario tratarlo. El proveedor de atención médica de su hijo puede decirle cuáles son las opciones de tratamiento. Es posible que su hijo deba visitar a un urólogo pediátrico, un médico de niños que se especializa en tratar problemas de las vías urinarias (los canales por donde se elimina la orina).

Riñón normal y uréter conectados a la vejiga. Riñón agrandado debido a un estrechamiento del uréter cerca del riñón. Riñón y uréter agrandados debido a un estrechamiento del uréter cerca de la vejiga.

¿Qué es la hidronefrosis?

Es la hinchazón de un riñón por el retorno de la orina. Puede ser leve, moderada o grave.

¿Cuáles son las causas de la hidronefrosis?

La orina puede regresar al riñón por varias causas. Puede deberse a un bloqueo en el tracto urinario que no permite que la orina circule normalmente. La orina puede ir en la dirección incorrecta (eso se llama reflujo) y volver a los riñones. O, puede ser que la orina tarde mucho en bajar de los riñones. Estos problemas pueden provocar la hinchazón del riñón y causarle un daño permanente a largo plazo. Es posible que a su hijo le hagan pruebas para buscar la causa del problema. El proveedor de atención médica le dará más información. Aunque es infrecuente, la obstrucción (bloqueo) puede estar dentro del riñón mismo.

¿Cómo se diagnostica la hidronefrosis?

Un riñón hinchado puede verse en las ecografías (ultrasonidos) que se hacen durante el embarazo. Cuando nazca el bebé, le harán una prueba para ver si tiene o no hidronefrosis. Esta prueba se llama ecografía renal (de los riñones). Si la orina no fluye normalmente, puede causar una infección de las vías urinarias (UTI, por sus siglas en inglés). Por eso, es posible que le hagan una ecografía renal al bebé o al niño si tiene ese tipo de infección.

¿Cómo se trata la hidronefrosis?

El tratamiento depende de la causa por la que la orina vuelve al riñón. También depende de la gravedad del problema: si es leve, puede irse por sí solo sin tratamiento. Si el problema se descubrió en una ecografía durante su embarazo, el tratamiento puede esperar hasta que nazca el bebé. Se hace para proteger los riñones de su hijo a medida que crezca. El proveedor de atención médica de su hijo puede hablar con usted sobre cuál es el mejor tratamiento para su hijo. Es posible que su hijo necesite:

  • Ecografías de seguimiento para ver cómo está la salud de los riñones.

  • Cirugía para mejorar el flujo de la orina si el problema es grave.

¿Qué sucede a largo plazo?

Un caso leve de hidronefrosis quizás no cause ningún problema. Pero un caso grave o un caso que empeora sí puede provocar daños en los riñones. Por eso, se debe vigilar atentamente el estado de su hijo. De ser necesario, pueden hacerle un tratamiento para evitar problemas más adelante.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.