Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Infección Del Oído Medio [Middle Ear Infection, Wait & See Abx Tx, Child Over 6 Months]

Su hijo tiene una infección en el oído medio (el espacio detrás del tímpano). Puede producirse como resultado de un resfriado. Se debe a que la congestión puede obstruir el conducto interno (“Trompa de Eustaquio”) que drena líquidos del oído medio. Cuando el oído medio está lleno de líquido, allí pueden crecer bacterias o virales que causen una infección. Hasta hace poco, se utilizaban antibióticos para tratar casi todos los casos de infección del oído medio. Ahora los médicos saben que la mayoría de los casos de infección del oído mejora sin antibióticos.

Las razones para no utilizar antibióticos incluyen:

  • Los antibióticos no alivian el dolor en las primeras 24 horas y sólo tienen un efecto mínimo sobre el dolor después del primer día.

  • Los antibióticos que se suelen recetar para la infección del oído provocan diarrea.

  • Los antibióticos no ayudan con las infecciones virales.

  • Los antibióticos no reducen el líquido en el oído medio.

  • El uso frecuente de antibióticos hace que las bacterias se vuelvan resistentes y dificulta los futuros tratamientos.

  • Costo de los medicamentos

Por estas razones, se le ha entregado una prescripción diferida para manejo expectante. Es decir, tratar a su hijo solamente con acetaminofén (Tylenol) o ibuprofeno (Children's Motrin) y gotas para el dolor de oídos durante los primeros dos días y que vea cómo evoluciona. Surta la receta para los antibióticos en 48 horas (dos días) después de la visita de hoy solamente si su hijo no mejora o si empeora.

Cuidados En La Casa:

  • Líquidos: La fiebre aumenta la pérdida de agua del organismo. En el caso de los bebés menores de 1 año, continúe con la alimentación habitual de leche de fórmula o materna. Entre los horarios de alimentación dé a su bebé una solución de rehidratación oral. Puede comprarlas en tiendas y farmacias como Pedialyte, Infalyte o Rehydralyte. No necesitará receta. En el caso de niños mayores de 1 año dé muchos líquidos como agua, jugos, 7-Up, ginger-ale, limonada o paletas de hielo. Las bebidas deportivas tales como Gatorade o Powerade también pueden ser aceptables. Nunca deben darse bebidas energéticas que contengan cafeína.

  • Comidas: Si su hijo no desea comer alimentos sólidos, está bien durante unos pocos días, siempre que beba muchos líquidos.

  • Descanso: Mantenga a los niños que tengan fiebre en la casa, descansando o participando de juegos tranquilos. Su hijo podrá volver a la guardería o la escuela una vez que desaparezca la fiebre, que coma bien y se sienta mejor.

  • Fiebre y dolor: Puede administrar acetaminofeno (Tylenol) a su hijo para controlar el dolor. En los niños de más de 6 meses, use ibuprofeno (Motrin infantil) en vez de Tylenol. [Nota: Si su hijo tiene una enfermedad crónica del hígado o del riñón o ha tenido alguna vez una úlcera de estómago o hemorragia gastrointestinal, consulte con su médico antes de usar estos medicamentos.] (Los menores de 18 años que tengan fiebre no deben usar aspirina. Puede provocar daño grave al hígado).

  • Gotas para los oídos: Es posible que le receten gotas para los oídos para aliviar el dolor. Deberá usarlas cada 2 horas según lo necesite para su dolor o como le indiquen. Si no le entregaron una receta para estas gotas para los oídos y si el ibuprofeno solo no controla el dolor, comuníquese con su médico.

  • Antibióticos: Surta la receta para los antibióticos en 48 horas (dos días) después de la visita de hoy solamente si su hijo no mejora o si empeora. Una vez que usted comienza el antibiótico, su niño debe tomar toda la medicina hasta terminarla, aunque comienza a sentirse mejor después de los primeros días de tratamiento.

Seguimiento:

A veces, la infección no responde totalmente al primer antibiótico. Es posible que se necesite un medicamento diferente. Por lo tanto, haga una cita para volver a revisar sus oídos en dos semanas para asegurarse de que la infección ha desaparecido.

Busque Prontamente Atención Médica

si algo de lo siguiente ocurre:

  • Los síntomas empeoran o no empiezan a mejorar después de dos días de tratamiento

  • Fiebre de 100.4°F (38°C) tomada oralmente o de 101.4°F (38.5°C) tomada rectalmente, o más alta, que no mejora con medicamentos para la fiebre

  • Agitación fuera de lo común, somnolencia o confusión

  • Ausencia de lágrimas cuando llora y ojos “hundidos” o la boca seca; no moja pañales en 8 horas si es un bebé o poca cantidad de orina si es un niño mayor

  • Dolor de cabeza, dolor o rigidez en el cuello

  • Aparición de una nueva erupción en la piel

  • Diarrea o vómitos frecuentes

  • Secreción líquida o de sangre del oído

  • Convulsiones

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.