Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Costra Láctea (Bebés/Niños Pequeños) [Cradle Cap, Infant/Toddler]

Los bebés a menudo desarrollan zonas escamosas en la parte superior de la cabeza, llamadas costra láctea. El mismo tipo de escamas pueden aparecer también en las cejas, la cara, los oídos y el cuello. También pueden aparecer alrededor de la zona del pañal (dermatitis del pañal).

La costra láctea se caracteriza por escamas gruesas y grasientas cuyo color puede ser blanco, amarillo o tostado. Las escamas suelen adherirse al pelo; algunas veces causan comezón y en consecuencia irritación en el bebé. La causa de estas escamas es un aumento en la producción de sebo. También pueden ser consecuencia de la propagación excesiva de una levadura que está normalmente presente en el cuero cabelludo. La costra láctea no es consecuencia de alergias o falta de higiene. Aunque las escamas tienen un aspecto poco atractivo, no son dañinas ni contagiosas.

La costra láctea suele desaparecer por sí sola en pocas semanas y puede tratarse quitando las escamas. Esto se lleva a cabo lavando el cuero cabelludo con un champú suave. El champú ablanda y desprende las escamas, las cuales se cepillan suavemente para quitarlas del pelo. Si las escamas no se ablandan con el champú, pueden impregnarse con aceite mineral o aceite para bebés durante la noche. La costra láctea suele desaparecer a los 18 meses de edad a más tardar.

Cuidados En La Casa:

Medicamentos: El médico podría recetar un champú medicinal para ayudar a eliminar las escamas, y también medicamentos para aliviar la comezón. Siga las instrucciones del médico al darle estos medicamentos a su hijo.

Atención General:

  1. Lave diariamente el pelo del niño con un champú suave. Una vez que la costra láctea haya desaparecido, lávele el pelo cada pocos días.

  2. Utilice un cepillo suave, como un cepillo de dientes, o un peine para niños, para quitar suavemente las escamas. Esto puede hacerse mientras el champú está todavía en el cuero cabelludo o después de haberlo enjuagado.

  3. Aplique unas gotas de aceite mineral o accite para bebés a las escamas que no se ablandan o desprenden con el champú. Deje que el aceite se impregne bien durante varios minutos, o toda la noche, y a continuación cepille las escamas.

  4. Masajee suavemente el cuero cabelludo con los dedos para estimular la circulación y promover la curación.

  5. Tenga paciencia al quitar las escamas grasientas, ya que se pegan al cabello y son difíciles de limpiar.

  6. Lávese bien las manos con agua caliente y jabón antes y después de atender al niño.

Haga una VISITA DE CONTROL según le indique el médico o el personal del centro.

Obtenga Atención Médica Inmediata

en cualquiera de los siguientes casos:

  • Fiebre superior a 100.4°F (38°C)

  • Escamas difíciles de quitar, que reaparecen o se extienden

  • Señales de infección, como un aumento del enrojecimiento o de la hinchazón, aumento del dolor o supuración maloliente de la zona afectada

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.